Reseña: Pulsión, de Gail McHugh

Por - 12:57:00

Recién graduada de la universidad y tratando de hacer frente a la muerte de su madre, Emily Cooper se traslada a la ciudad de Nueva York para un nuevo comienzo. Su novio, Dillon Parker se encarga de Emily, sabiendo que no puede vivir sin ella a su lado. Dillon es dulce, reflexivo, todo lo que Emily siempre ha deseado en un hombre.

Hasta que conoce a Gavin Blake-un playboy rico y famoso, peligrosamente sexy y encantador como el infierno. Emily trata de negar la conexión instantánea que siente, pero el Sr. Alto, moreno y guapo no está dispuesto a dejarla ir tan fácilmente. Para recuperarse de su doloroso pasado, Gavin no se detendrá ante nada para terminar conquistando a Emily.

Este encuentro inesperado obliga a Emily a cuestionar sus decisiones, obligándola a tomar una decisión que destruirá amistades, romperá corazones, y cambiará su vida para siempre.


  • Título: Pulsión | Collide, versión original.
  • Serie: Collide #1
  • Autora: Gail McHugh
  • Editorial: Roca
  • Publicación: 10 de marzo del 2016




Advertencia: Si estás en un momento de sobrecarga emocional: ira, frustración o tristeza, ¡no lo leas! Este libro tiene la particularidad de multiplicarlas con todo lo que acontece.
Pulsión toca un tema bastante controversial. Algunos pueden sentirse incómodos, otros lo leen sin dar tanta vuelta, y existen otros seres anormales, como yo, que AMAN el drama y no pueden resistirse a este tipo de historias. Sin más preámbulos, en esta reseña hablaremos de infidelidad.

Emily tiene mucho en la mente: su madre murió, se mudó a la misma ciudad que su novio y tiene que establecerse económicamente. Sentí que la protagonista se equivocó desde las primeras páginas (o antes, si ese mundo existiera paralelamente). Comprendo que el dolor de la perdida y el temor a quedarse sola le haya hecho tomar la decisión de instalarse en Nueva York, como una forma de alejarse de los tristes recuerdos. Pero incluso ella, inconscientemente... supongo, tomó la decisión de vivir con su amiga de la universidad, Olivia, declinando la propuesta de Dillon, su novio. Todo me dio a entender que en su interior, no se hallaba completamente convencida de la relación que entabló con este ser humano. Porque nueve meses de relación no eran suficientes para hacerle tomar ese paso. Porque sabía qué algo estaba mal.

—Nunca me había sentido tan desconsolado y enamorado a la vez. Aunque el día que nos conocimos me hubieras dicho que me ibas a romper el corazón y que pasarían días, meses o incluso años y aún seguiría sintiéndome así, nada habría impedido que me enamorara de ti.

Pero se anima a cambiar los horizontes y comenzar, pongámosle, una nueva vida, con nuevos propósitos y proyectos. Gavin cayó como regalo del cielo. La típica atracción instantánea baja bragas y provocadora de vellos erizados. Un primer encuentro que hace olvidar tu nombre y ni hablar de tu novio. Porque, Gavin no es cualquier hijo de carnicero. Es un joven millonario, con fama de promiscuo que desviste con la mirada.
A Emily no le llama la billetera. El tipo es el perfecto adonis creado por gracia y obra divina que vino a sacudir su mundo, literalmente. Pero no se apresuren a juzgarla. Ella lucha por alejarse y enfocarse en la persona que tiene al lado.

Pulsión hizo cuestionarme un par de cosas, ¿cuánto estamos dispuestos a ignorar? ¿Cuántas veces aceptamos situaciones solo por sentirnos obligados a devolverles el apoyo en el momento que más lo necesitamos? ¿Hasta que punto permitirías una mentira, un engaño, un mal trato, simplemente porque temes perder a esa persona? ¿Por qué deberías sentirte culpable ante un error, si sabes que el otro actúa mucho peor? No trato de justificar la infidelidad. No conozco de primera mano el dolor de un engaño. Pero hay algo que no tolero: las injusticias. Tampoco la estupidez. Comprendo el dolor, la soledad, y la necesidad imperial de aferrarse al que te ofrezca un cariño. NO la hijoputez por sí misma. Y esta infidelidad fue algo que apoyé de buena fe. Porque en mi mente loca deseaba que Emily sea feliz y coma perdiz siempre y cuando no sufra más desgracias.

—A veces las malas decisiones nos llevan a la gente adecuada, Emily.

Y puedo entender que la idea del rico-playboy esté sobrevalorada, (en la vida real es el buen prospecto de modelos y vedettes), que la mayoría de las veces lo sintiera muy de novela de la tarde, y reiteradas veces haya golpeado mentalmente a Emily por ser tan idiota, pero lo que más se destacó en mi lectura es la magnitud de lo que pueden afectar nuestras decisiones, y cuán propensos somos a equivocarnos.

La Editorial Roca publicará el segundo libro, Tensión, en abril. Con el final de éste, definitivamente lo habré leído ese mes y tendrán mi reseña.

Te invito a que conozcas a Gavin, Emily y Dillon. Podrías odiarlo, amarlo, o parecerte una tontería y reírte un rato. Pero te diría que le des una oportunidad. Léelo y me dejas tu opinión. Y si conocés algún libro con la temática de infidelidad, déjalo en los comentarios, estaré súper agradecida.

¡Bienvenidos sean los triángulos o cuadrados amorosos!

También te puede gustar...

7 comentarios

  1. wooow... definitivamente necesito leer este libro!!!
    Normalmente huyo de los triangulos amorosos, de las infidelidades!! No me agradan... pero captó mi atención!! Lograste que me sintiera intrigada... te odio... more drama para mi vida jajajaja
    Lo chistoso del caso es... que había leído la sinopsis y me dije: "ni a palo lo leo"... y voy y leo tu reseña... baaah!!! Ahora tendré que leerlo... en algún momento jajajaja

    Gracias por la recomendación!!! Es raramente interesante jajajaja XD

    pd: digamos que mi lado psicoloco quedó bastante intrigado!! jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al final no sé si lo leíste... y me quedó la duda dudosa xD

      Eliminar
  2. Este es un libro que leí hace mucho y pues mi relación con él fue de amor/odio, lo ame por Gavin porque se me hizo un ser humano increíble a pesar de la infidelidad que a pesar de que estuvo mal e injustificada, ya que en esta vida para tener éxito debemos hacer bien las cosas, pero ya se había enamorado y la complejidad del ser humano y el desequilibrio que provoca el amor en este caso lo llevó a este terrible error más las infidelidades y abusos de Dillon que ocurriera estaba escrito en piedra. Ahora lo odie por Emily y Dillon que serés para más patéticos e insufribles en serio, realmente por momentos pensé que si se merecían el uno al otro y que Gavin era demasiado para Emily por ser tan acomplejada y de baja autoestima y que necesitaba a alguien mejor que eso.
    Me quedo con esta cita que prácticamente me rompió el corazón :'(

    "Brindo por las tapas de botella, por los Yankees y los pájaros y sobre todo... Sobre todo por una hermosa chica llamada Molly que se niega a creer en el hombre que ama, el hombre que la ama más de lo que alguna vez sabrá... Oh si y por Emily y Dillon"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Me encanta esa frase!! Me dolió el kokoro cuando lo leí. Creo que la mayoría de la calificación se la lleva Gavin por ser tan lindo ♥
      Gracias por tu opinión, Rosa. Me siento identificada con el amor/odio xD

      Eliminar
  3. hola derrapadoras
    Leí esta serie después de ver esta reseña
    La verdad que no me gusto mucho...
    Al principio sí, pero después me resultó muy pesado, muchas descripciones sin sentido, es cierto que para hacer más real la historia es necesario describir situaciones, lugares, etc, pero narrar cada paso mirada atuendo gesto etc me resultó excesivo en esta historia
    Hubo un capítulo que me pareció totalmente innecesario
    Pero rescató a Gavin.....
    Muchas de las escenas de amor me parecieron empalagosas, amo las historias románticas pero hubo momentos que superaron mi cuota de dulce y me parecían excesivamente cursis

    Respondiendo al comentario de historias de triángulos amorosos, hasta ahora el que leí y me gustó un montón es el de la serie Imprudente de S.C. Stepehens
    Aunque a la protagonista te dan ganas de zamarrearla en varias ocasiones, es una saga imperdible, la súper recomiendo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo. Lo único rescatable en esta historia es Gavin. Peeeero, no deja de ser el típico cliché del tipo rico/chica ingenua que a esta altura puede llegar a cansarnos.
      Tengo un amor/odio por la serie Imprudente. Odié el primer libro, pero no pude dejar de leer los otros. Los hombres de ese libro merecían alguien que los quiera de verdad. Admito que fui feliz cuando ella se quedó sola. Soy malvada, lo sé xD

      Muchisisimas gracias por tu comentario :)

      Eliminar
  4. Sentí c q ya había leído el libro magnifica reseña, odio la infidelidad no hay excusas antes de cometer el pecado corta con la otra persona, aunque hallan pasado 5 minutos del corte ya puedes pecar con la consciencia tranquila

    ResponderEliminar