Reseña: Amos & Mazmorras VII-VIII (¿Pseudos Spoilers?)

Por - 23:16:00

La “reseña” versará sobre Amos y Mazmorras VII-VII


Ella jamás pensó que su vida daría tal vuelco. Pero es una mujer valiente dispuesta a salir adelante. A él las dudas y la inseguridad por lo que vio o dejó de ver ya no le dejan dormir tranquilo. Ha pasado el tiempo desde que Prince y Sharon rompieron su relación, dejando huérfanos al mundo de la dominación y la sumisión. No obstante, ambos han tenido sus encontronazos durante su separación, dejando muy claro que su odio y su rencor está a la misma altura de las llamas de la pasión que siempre les hizo arder. No pueden estar juntos. No obstante, la muerte de uno de sus amigos y la desaparición de las dos mejores amigas de Sharon, Dóminas como ella, hacen saltar todas las alarmas. Prince se tragará el orgullo y pedirá ayuda para proteger a la Reina y rescatar a sus amigas.


  • Autora: Lena Valenti
  • Saga: Amos y Mazmorras
  • Idioma: español
  • Fecha de publicación: 23 de noviembre de 2015
  • Mi puntuación: ¡ay mi Dior!

Previo, un pequeño descargo


Quiero contarle a esa alma valiente, que se atreve a leer mis delirios, que intenté, en más de una oportunidad, cerrar esta reseña, pero no he podido. Sentía que mis palabras eran más de lo mismo o que tienen redundancia por doquier. Intenté escribir fuera del blog, Word y correos, pero escribía unas líneas y seguían sin convencerme. Cerraba todo, y lo intentaba en mis cuadernos, preparados para derrapar, pero tampoco lograba que saliera algo interesante. Terminaba dibujando garabatos. No quiero imaginar lo que sienten los autores cuando tienen esos baches… algunos lo superan rápidos, otros lo combaten por años. ¡Suerte con eso! Desde que terminé de leer los libros, allá por los albores del mes (10 de marzo), pasé unos cuantos días sin leer nada. Va, leí un solo libro: Dulces Caricias. Libro que pasó sin pena ni gloria, me acuerdo y me indigno.Veremos si hoy es el día donde mis palabras vuelven a realizar su magia, fluyen como una vil brisa que te empuja a salir de ese estancamiento. Es decir, si escribo algo digno de ser compartido. 

Cómo no me enteré antes





Cuando me di cuenta que la historia de la Reina de las Arañas y del Príncipe de las Tinieblas ya había sido publicada casi me da un sincope. Siempre quise saber qué había pasado con ellos, el porqué del resentimiento de Prince, de esas miradas de desdichas, de odio, anhelo. ¡Cómo es que no me había enterado antes! Vivo en una maldita burbuja. Lo peor, no podía empezar a leerlos. Estaba con otras cosas… hasta que la noche del miércoles 9 (el día del maldito murciélago), empecé con el primero. Ahh, ¿para qué? No podía parar de leer, estaba poseída. No me importaba nada… trasnoché, madrugué, hice mi rutina laboral en modo zombie positiva, esperando llegar lo más rápido posible a mi dulce hogar para finiquitarlo y seguir con el VIII. Ilusa total, tuve que esperar, las obligaciones mandaban. Jueves por la tarde, ni bien veo a una compañera (amantes de los libros) antes de decirle buenas tardes, le pregunté si ya había leído el VII-VIII. No puedo explicarles su reacción. No sabía nada, se puso en modo desesperación. Lo quería empezar YA, pero no podía. ¡Qué crueles son nuestras obligaciones! Fui un poco mala, ensalcé la historia a más no poder, hice un recuento por los anteriores (amé el I-II). ¡Aclaro, en ningún momento hice spoiler! ¡Bien por mí! Pero quien dice la cosa, sembré las emociones necesarias (emputecimiento), había una misión: Llegar, leer, luego respirar, cocinar y demás. Ojo, yo también tenía mí misión: llegar y devorar el VIII. Necesitaba saber qué iba a pasar con ellos. Hasta acá los "datitos de color".

Ahora lo que importa
Después de tanta cháchara, tengo que ir al quid de la cuestión, y digo: fue una lectura super ágil. Las portadas, no son de mi mayor agrado... ya me resigné. La sinopsis, es de esas que no venden humo. Un resumen preciso de lo que te vas a encontrar, el antes y después.

En el VII vamos a conocer LA historia, con todos sus matices: cómo se conocieron, cómo transitaron su relación, cómo llegan al final de esa “luna de miel”, y cómo un mismo hecho puede tener diferentes interpretaciones/reacciones. Sería ver el pasado para comprender el presente, y ver si habrá un futuro. En la parte VIII, transcurre en el presente. Ya pasó el torneo, y todo el drama potenciado por la puta y cruda realidad. Pero no todo es lo que parece y el mal siempre dirá presente... ¿Sería demasiado escueto cerrar acá la reseña? ¡Me parece que sí, sería demasiado pijotero! Pues bueno, un poco más de desglose... Leer las palabras de la Reina y pensar automáticamente en el tema “Una Palabra”, de Carlos Varela. Escuchen la canción antes y después de leer el libro. 










Arrancamos con una Sharon común y silvestre. ¡Bue, tampoco la pavada! Lena ya la muestra como una mujer que domina a todos y todas las situaciones. Es decir, alguien con carácter. —La construcción de personajes "normales", lejos de las absurdas idealizaciones, fue algo que siempre me gustó de esta saga. Vale aclarar que tiene su gran cuota de adonis millonarios, pero los hace ver creíbles. Sin tanto melodrama… con las preocupaciones cotidianas, del diario. Uno de los motivos por el cual me enamoré del primero, por esos siempre será un libro que recomiende, y esporádicamente hago una (re)lectura.¡Dior, mi mal de irme por las ramas!—. Sharon, versión pasado, no tiene un peso en su cuenta bancaria, trabaja en un lugar de mala muerte y no de lo que realmente quiere. Vive en un ciudad que no le gusta, pero no le queda otra. El amortiguador para esto será su adorable nona, Margaret (otra gran sobreviviente). Sumen un “novio” medio nenaza. Bue, duró menos de lo que dura la batería del celular. Jajaja. Creo que de esa manera, Lena nos marcó la diferencia entre los pichis que rondaban a la Reina… y lo que debemos entender por hombre. Léase: hasta que aparece Prince en escena. Aparición muy en modo metiche (¿Quién te invitó a esta fiesta?). Cantando las cuarenta de lo que él cree que ella necesita. 
—¿No quieres oír lo que he descubierto de ti?
Ella se cruzó de brazos.
—De todas maneras me lo va a decir. Sorpréndame.
Prince oteó el fondo de la copa. Después se la llevó a los labios y miró a su objetivo por encima del cristal añil, imaginando que aquel sabor huracanado era el de Sharon.
—Odias que te llamen Reina con el tono de los borrachos. No te gusta tu trabajo, pero eres exigente contigo misma y lo haces de un modo diligente. No sé a qué te gustaría dedicarte ni sé cual es tu profesión —entrecerró los ojos intentando leer su mente—, pero estoy convencido de que necesitas un puesto de autoridad.
Ella no sabía ni qué decir. De momento ese apuesto y misterioso caballero no había errado en nada. ¿Había aprendido todo aquello solo de la observación?
—No he acabado aún —Prince detuvo toda interrupción—. Te comprometes con las personas que apuestan por ti, por eso el dueño del Laffite´s ha sabido delegar en ti, y tú te has convertido en sus ojos, y en la autoridad de este lugar. Y lo has conseguido sin hacer ruido. Solo con tu presencia. Y... lo que más dice de ti, ¿sabes qué es?
—Dime.
—Nunca has sido feliz con ningún hombre, porque ninguno ha sabido averiguar lo que necesitas. Te conformas con potitos cuando tienes estómago para un buen estofado. Pero es cuestión de tiempo que tu estómago pida lo que necesita.
—Ya... ¿Y sabes tú lo que necesito?
Él no se movió. Solo se quedó ahí, saboreando el Hurricane. Después se encogió de hombros y contestó:
—Escucha a tu cuerpo. Él sabe la verdad.
Nunca nadie le había hablado con tantísima certidumbre. Era como si él supiera cosas de ella que ni ella sabía.

Medio Wow y medio... ay qué chuchín. Un NN me hace ese tipo de devolución, y quedó más que patidifusa. ¡Prince, no perdiste el tiempo, amplia radiografía! La quería a ella, que sea parte de ese emocionante mundo (que tan bien nos vendió Lena) de la dominación y sumisión. Volviendo, ella es alguien que, también, tiene un pasado. Ese que siempre está dispuesto a cazarte. Puede que ese detalle se pasé por alto… pero desde el vamos nos da la pauta que algo turbio le sucedió. Así se comienza a tejer la telaraña de su historia. Irán explorando terrenos que ella nunca imaginó, igual él sabía que aceptaría y disfrutaría. (Ni que lo llevará en su ADN... jajaja). De una "don nadie", pasará a ser la Reina, donde prima la aceptación. Su Príncipe le quiere dar todo y más allá... serán la pareja sensación, pero no todo lo que brilla es oro. Un hecho puntual... hará que todo ese "castillo" se vaya por el granate. (Maldito chingado del ort... nunca me simpatizó). Prince, va a perder todos los ejes. El amor que prodigaba, de golpe comienza a esfumarse. Está convencido que el amor de su vida y su amigo lo traicionaron. ¿Contra eso qué se puede hacer? Sobrevivir, seguir, como siguen las cosas que no tienen mucho sentido. 

Reflexión: Increíble como, la mayoría de las veces, entendemos e interpretamos lo que tenemos ganas. Nos cerramos a una explicación o ver las cosas desde otra óptica. Y ni hablar cuando en "caliente" decimos lo primero que se nos viene a la mente. Recordemos: las palabras son como espinas. Lastiman, y pueden hacer sangrar.

En la segunda parte, estamos en el presente. Ya pasó el Torneo Amos y Mazmorras, todos siguieron con su cause, algunos acurrucados, otros en su burbuja protectora y otros con más dudas que certezas (caso de Prince). No nos olvidemos que Prince y Sharon tuvieron un ardiente y sucio encuentro, pero nunca resolvieron el quid de la cuestión). Como ya sabemos, el mal nunca descansa y acá tendremos otro frente al cual combatir. Muertes, desapariciones... y un temor fundado, harán que se dejen de lado los orgullos y todos unan fuerzas. Tenemos la aparición del clan adonis y sus "superwomans". Comienzan a orquestar otra filtración, donde Sharon y Prince tendrán que ser nuevamente LA pareja, pero con los roles invertidos. Todo sea para salvar a sus amigas y ¿eso que una vez fueron? ¿Podrá el amor achacar cada uno de los obstáculos para sobrevivir y triunfar en un gran final feliz? ¿Podrá Prince ver realmente? ¿Sharon será capaz de contar su historia? Eso les queda descubrirlo a ustedes. Pero básicamente sí les puede decir:
  • Lena vuelve a reflejar parte de la cruda realidad. Conspiraciones, trata de personas, los prejuicios potenciados... la demencia colectiva, y ese ¿hasta cuánto somos capaces de hacer para pertenecer? Siempre estarán (VII-VIII) los dos ejes: el mal y el bien. 
  • Tendrán las dosis de jugosas escenas con alto contenido sexual. 
  • Hay más de un momento de "enseñanza",y uno de los que destaqué es que no siempre todo lo que vemos puede ser como creemos.
  • Hay muchas frases dignas de heladera. Es decir, para tener. 
  • Quiero la historia de los Calaveras.
  • Y en el segundo, no sentí la misma emoción que tuve al leer el primero. Lejos estuvo de volarme la cabeza... lo sentí un tanto predecible/exagerado
Mi puntuación marcha por separado:
 

Después de 21 días, creo que tenemos la "reseña". Espero que hayan llegado al final de la misma, y se animen a compartir lo que la lectura generó en ustedes. Sé que muchas cosas no puse, ejemplo la relación de Prince con Margaret, o la de Sharon con los padres de él. Ni tampoco me detuve en mi amado papurris Lion Romero ('tás pa'l coito). No quería hacer algo interminable... Realmente espero que disfruten y se animen a dejar sus derrapes. 

También te puede gustar...

2 comentarios

  1. Gracias Gabs por la reseña!!! Confieso que no he terminado de leerlos... no me pregunten por qué, ya que ni yo misma estoy segura de saberlo!! Lo esperaba con ansías... y ahora no puedo acabarlo.
    Pero ahora estoy que quiero terminarlo, después de leerte.
    Aunque debo confesar que no sé si influyó el que mencionarás que te costó ponerle palabras a tu derrape, pero a mi parecer se notó la contención a la hora de derrapar jajajaja
    Pero igual, me ha gustado... me ha animado a acabarlo!! jajajaja

    Igual... me gustaría saber tu opinión sobre que se podrían iniciar series con los personajes secundarios!! Leí a algunos lectores pidiendolo!... o te parece que está historia debe cerrarse aquí y ya??

    ojo... solo estoy mencionando lo que leí... tené en cuenta que no he terminado de leerlos!!! *se ruboriza* jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Primero, gracias Sarucha por dejar tus comentarios. Ahora, capaz no fui clara al expresar que me costó ponerle palabras al "derrape". No me gustaba lo que escribía, no sentía que fluyera y quedará original. Hay miles de reseñas, cada una tiene que tener su toque y sentía que no lo estaba logrando. ¡Ni sé si lo logré!¯\_(ツ)_/¯

      ¿En la segunda parte me contuve? Ahí podría decir que sí. La emoción que tuve con al inicio no estuvo presente en el segundo, me costó un par de horitas terminarlo. El MT se retiró, jajaja.

      Sí, creo que se podría iniciar algo nuevo con los calaveras. Cuando entraron en escena, ya visualizaba su sinopsis/pseudo prólogo. ¿Lena nos preparó el terreno? Probablemente, será algo bastante prometedor.

      P.D.:¿Cuántas veces hicimos referencia a "no terminé de leerlos" y "sentí"? (Jajaja).

      Eliminar